Sábado 20 de julio de 2024

La devoción al Sagrado Corazón recorrió las calles de Buenos Aires

  • 10 de junio, 2024
  • Buenos Aires (AICA)
Un centenar de fieles peregrinaron por las calles porteñas como cierre de las patronales de la Basílica del Sagrado Corazón de Barracas, que este año llevaron por lema "Se vos nuestro corazón".
Doná a AICA.org

Nunerosos fieles del Sagrado Corazón de Jesús peregrinaron por las calles de Buenos Aires como cierre de las patronales de la Basílica del Sagrado Corazón del porteño barrio de Barracas, al sur de la ciudad, que este año llevaron por lema "Se vos nuestro corazón".

La 61ª edición de la peregrinación, que es organizada por la Sociedad de Peregrinos a pie, partió de la catedral de Buenos Aires y recorrió los barrios de Monserrat, San Telmo, La Boca y Barracas hasta la basílica del Sagrado Corazón.

Durante todo el trayecto los transeúntes y turistas realizaban demostraciones de devoción al Sagrado Corazón y muchos se asomaban a los balcones y se persignaban al paso de la carroza que transportaba la imagen de Jesús.

A su vez, los peregrinos, en una actitud misionera, repartían estampas entre la gente, mientras el párroco, el padre Sebastián García, realizaba bendiciones a quienes se acercaban a contemplar el paso de la peregrinación.

En su recorrido, el grupo visitó las parroquias de San Juan Evangelista, Santa Felicitas, Santa Lucia, San Antonio María Zaccaría y Natividad de María, donde fueron recibidos por las distintas comunidades, a las cuales se les entregó una copia de un banderín autografiado por el papa Francisco como muestra de agradecimiento y de cercanía entre las comunidades.

En el barrio de La Boca hubo una parada especial en la sede de los Bomberos Voluntarios, quienes este año cumplen 140 años de vida. Allí se rezó especialmente por ellos y por todos los servidores del bien público.

Misa presidida por monseñor Gustavo Carrara
Al llegar a la basílica fueron recibidos en el amplio atrio del templo por monseñor Gustavo Carrara, vicario general de la arquidiócesis de Buenos Aires; la banda de la Policía Federal Argentina y la comunidad de fieles de la parroquia.

La imagen del Sagrado Corazón presidió la procesión de entrada, que dio comienzo a la celebración eucarística. La misa fue concelebrada por el párroco, el padre Sebastián García SCJ, y el vicario parroquial, padre Leandro Narduzzo SCJ.

En su homilía el prelado porteño destacó que “frente a la indiferencia, a la ofensa del pecado, frente a la traición, Dios responde con la ternura de su misericordia. Nos quiere ganar el corazón con la ternura de su amor”.

Al preguntarse cómo conocer la grandeza del amor de Jesús, responde que “el amor de Jesús es inabarcable, es inmenso, es infinito”. “Su corazón fue traspasado en la cruz y, de esa manera, dejó su sangre y agua; se derramó esa bendición de Dios que nosotros recibimos en cada uno de los sacramentos, esa caricia de Dios que nos acompaña en cada momento de la vida y que brotan del costado abierto de Jesús, brotan del Sagrado Corazón”, sostuvo.

“Hoy ustedes como comunidad no quisieron guardar la alegría de esta fiesta para ustedes solos”, destacó, sino que iniciaron una peregrinación misionera mostrando el amor que tienen por el Sagrado Corazón: “iban llevando la alegría de conocer a Jesús en esa peregrinación misionera”.

En ese sentido, planteó que “la cercanía con el corazón de Jesús provoca que no queramos vivir para nosotros mismos, sino dejarnos enviar por Jesús sobre todo para cuidar la fragilidad de nuestro pueblo”.

Monseñor Carrara concluyó pidiendo “al Sagrado Corazón que derrame su bendición de modo especial sobre aquellos que hoy están sufriendo más”. “Pedimos la gracia también de crecer en este espíritu misionero, que podamos decir que estar cerca de Jesús es una alegría inmensa, que conocerlo y amarlo es lo más lindo que nos pudo haber pasado en la vida y que eso no nos cansemos nunca de compartirlo”.+